Red Otri de Andalucía. Tag: OTRIUS. localhost Red Otri de Andalucía. Ofertas, Proyectos, Patentes, Spin offs es-es La Unión Europea concede un proyecto de un millón y medio de euros a un investigador de genética de la Universidad de Sevilla localhost/noticias/la-union-europea-concede-un-proyecto-de-un-millon-/ <img style="float: left;padding-right: 10px;padding-bottom:10px;" src="localhost/static/photologue/photos/cache/PabloHuertas04_detail.jpg" alt="El investigador de genética y profesor de la US Pablo Huertas en su laboratorio del CABIMER" title="El investigador de genética y profesor de la US Pablo Huertas en su laboratorio del CABIMER" />El proyecto, que comenzar&aacute; en enero del 2012 y tendr&aacute; una duraci&oacute;n de cinco a&ntilde;os, tratar&aacute; de determinar qu&eacute; factores influyen en la elecci&oacute;n de los mecanismos de reparaci&oacute;n del ADN celular para luchar contra enfermedades como el c&aacute;ncer, la inmunodeficiencia o el enanismo entre otras. A sus 35 a&ntilde;os, Pablo Huertas es lo que se considera un "joven investigador". En este caso adem&aacute;s un joven y "brillante" investigador al que la Uni&oacute;n Europea ha reconocido su talento y trayectoria otorg&aacute;ndole un proyecto Starting Grant. Estas dos palabras, que para los no iniciados pueden sonar a nueva marca de cereales integrales, suponen nada m&aacute;s y nada menos que un mill&oacute;n cuatrocientos sesenta y ocho mil euros (m&aacute;s de doscientos millones de las antiguas pesetas) para que Pablo alce el vuelo y pueda crear su propio grupo de investigaci&oacute;n independiente en el que desarrollar sus estudios sobre gen&eacute;tica. La historia comienza cuando Pablo, que tambi&eacute;n es profesor en la facultad de Biolog&iacute;a de la Universidad de Sevilla y contratado Ram&oacute;n y Cajal del Ministerio de Ciencia y Educaci&oacute;n, se encontraba investigando en la Universidad de Cambridge, Inglaterra, donde formaba parte de un proyecto europeo. All&iacute;, mientras estudiaba c&oacute;mo se las arreglan las c&eacute;lulas para corregir los fallos surgidos en su parte m&aacute;s &iacute;ntima e importante, es decir, en su propio ADN, observ&oacute; que &eacute;stas pueden escoger varios caminos para solucionar un mismo fallo. Dependiendo de la ruta o mecanismo de reparaci&oacute;n que las c&eacute;lulas elijan, el resultado es un &eacute;xito o un fracaso, consider&aacute;ndose como tal la aparici&oacute;n de enfermedades o deformaciones en muchos casos hereditarias. Aplicaciones Estos mecanismos de reparaci&oacute;n est&aacute;n ampliamente documentados, existe numerosa bibliograf&iacute;a cient&iacute;fica que versa sobre ellos, pero lo que Pablo Huertas se pregunta, y por lo que el Consejo Europeo de Investigaci&oacute;n (CEI) le ha concedido tanto dinero, es qu&eacute; hace que una c&eacute;lula adopte un determinado mecanismo de reparaci&oacute;n del ADN y no otro. "Mi idea es buscar factores en las c&eacute;lulas que tengan que ver con esta decisi&oacute;n" afirma Pablo. Y es que respondiendo a esta pregunta es posible encontrar marcadores que indiquen una probabilidad m&aacute;s alta de tener tumores cancer&iacute;genos o alguna de las llamadas "enfermedades raras" que "las grandes farmac&eacute;uticas no est&aacute;n por la labor de investigar". El proyecto, que consta de tres fases: b&uacute;squeda de nuevos factores, caracterizaci&oacute;n y validaci&oacute;n, se desarrollar&aacute; en el CABIMER (Centro Andaluz de Biolog&iacute;a Molecular y Medicina Regenerativa), centro mixto Universidad de Sevilla, Universidad Pablo de Olavide, CSIC y SAS, donde se trabaja directamente con c&eacute;lulas tumorales y embrionarias. All&iacute; analizar&aacute;n el efecto de cada uno de los 25.000 genes humanos en la reparaci&oacute;n celular del ADN. "Lo que queremos ver no es tanto si la c&eacute;lula se repara o no se repara, como ver si se repara de una forma o de otra", aclara Pablo. "La idea es poder tener las herramientas que luego nos permitan hacer un diagn&oacute;stico precoz de determinadas enfermedades" concluye el investigador. El proyecto es gestionado desde la Oficina de Transferencia de Resultados de Resultados de la Investigaci&oacute;n (OTRI) de la Universidad de Sevilla. __ Consulta la galer&iacute;a de fotos de esta noticia en Flickr &nbsp; 19 de julio de 2011 localhost/noticias/la-union-europea-concede-un-proyecto-de-un-millon-/ Investigadores de la US estudian proteínas que permitan aumentar la tasa de éxito de las fecundaciones in vitro localhost/noticias/investigadores-de-la-us-estudian-proteinas-que-per/ <img style="float: left;padding-right: 10px;padding-bottom:10px;" src="localhost/static/photologue/photos/cache/IMG_2144-1_detail.jpg" alt="El Dr. Víctor Sánchez Margalet y el Dr. Antonio Pérez Pérez en su laboratorio de la Facultad de Medi" title="El Dr. Víctor Sánchez Margalet y el Dr. Antonio Pérez Pérez en su laboratorio de la Facultad de Medi" />El 19% de las parejas espa&ntilde;olas tiene alg&uacute;n problema de fertilidad y menos del 35% de los ciclos de reproducci&oacute;n asistida llegan a t&eacute;rmino con &eacute;xito, seg&uacute;n el registro FIV-ICSI de la Sociedad Espa&ntilde;ola de Fertilidad. Se persigue desarrollar un m&eacute;todo no invasivo para predecir qu&eacute; preembri&oacute;n es el que tiene el mayor potencial implantatorio dentro de la cohorte disponible en una mujer. 31 Enero - OTRI US. Investigadores del Departamento de Bioqu&iacute;mica y del Departamento de Cirug&iacute;a, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Sevilla, liderados por los doctores V&iacute;ctor S&aacute;nchez Margalet y Jos&eacute; Luis Due&ntilde;as, con la participaci&oacute;n del investigador postdoctoral Antonio P&eacute;rez P&eacute;rez, trabajan para predecir la calidad de los embriones y conseguir aumentar las posibilidades de implantaci&oacute;n con &eacute;xito en la mujer. Para ello estudian unos marcadores (prote&iacute;nas que sirven para diagnosticar alguna situaci&oacute;n biol&oacute;gica) producidos por el propio embri&oacute;n una vez que el ovocito est&aacute; fertilizado y antes de ser implantado. Es durante este proceso de cultivo in vitro, conocido como desarrollo preimplantacional, cuando los investigadores determinan en el propio medio de cultivo y sin llegar a tocar en ning&uacute;n momento el embri&oacute;n, si su desarrollo est&aacute; siendo el adecuado o no. "Buscamos la relaci&oacute;n entre la calidad de los embriones y sus posibilidades de implantaci&oacute;n", explica V&iacute;ctor S&aacute;nchez Margalet. "Las prote&iacute;nas con las que trabajamos son producidas por el propio embri&oacute;n y lo que queremos es comprobar si la medici&oacute;n de esos par&aacute;metros permite predecir un embarazo existoso". En Espa&ntilde;a se realizan m&aacute;s de 50.000 ciclos de reproducci&oacute;n asistida al a&ntilde;o con relativo &eacute;xito: s&oacute;lo alrededor de la mitad llegan a embarazo, de los cuales m&aacute;s del 20% son m&uacute;ltiples. Estos resultados var&iacute;an mucho entre los distintos centros debido a las caracter&iacute;sticas de las parejas y a los diferentes protocolos de tratamiento y laboratorio ya que no existen unos est&aacute;ndares definidos en el cultivo y manejo de los preembriones humanos in vitro. Innovaci&oacute;n no invasiva El &eacute;xito de una t&eacute;cnica de reproducci&oacute;n asistida es el nacimiento de un ni&ntilde;o &uacute;nico y sano. Se pueden considerar distintos grados de fracaso: la no gestaci&oacute;n, el aborto o la gestaci&oacute;n m&uacute;ltiple. Aumentar la tasa de &eacute;xito de las t&eacute;cnicas de reproducci&oacute;n asistida implica aislar y cultivar los gametos y embriones de la mejor manera, distinguir su potencial y transferir en condiciones &oacute;ptimas uno o dos. S&oacute;lo la transferencia de un &uacute;nico embri&oacute;n puede disminuir al m&iacute;nimo el riesgo de un embarazo m&uacute;ltiple. As&iacute;, el &uacute;nico m&eacute;todo que dispone el m&eacute;dico para elegir el mejor embri&oacute;n es la observaci&oacute;n y escrutinio de los disponibles, pero hasta ahora no existe ninguna t&eacute;cnica para valorarlos morfol&oacute;gica y gen&eacute;ticamente que no sea costosa o agresiva para &eacute;stos. Los marcadores (prote&iacute;nas) que los investigadores de la Universidad de Sevilla est&aacute;n estudiando en el laboratorio, son analizados a partir del medio de cultivo de los preembriones, lo que es novedoso y muy positivo, pues es posible obtener informaci&oacute;n sin que se manipule ni se modifique lo m&aacute;s m&iacute;nimo el sistema habitual de producci&oacute;n de embriones. El proyecto, que se realiza en colaboraci&oacute;n con la empresa IVI S.L. (la cual atiende a 500 mujeres al a&ntilde;o), se enmarca en la convocatoria INNPACTO del anterior Ministerio de Ciencia e Innovaci&oacute;n resuelta en diciembre de 2011, en la que la Universidad de Sevilla ha obtenido m&aacute;s de cuatro millones de euros para realizar 22 proyectos de investigaci&oacute;n en colaboraci&oacute;n con empresas y centros de investigaci&oacute;n. Todos estos proyectos han sido gestionados desde la Oficina de Transferencia de Resultados de Investigaci&oacute;n (OTRI) de la US. Galer&iacute;a fotogr&aacute;fica: http://www.flickr.com/photos/otrius/sets/72157629053678341/ 31 de enero de 2012 localhost/noticias/investigadores-de-la-us-estudian-proteinas-que-per/